martes, julio 7Te mantenemos informado
Shadow

Salió a defender su potrillo, le pegaron y su hija terminó detenida

Momentos de tensión se vivieron esta mañana en Las Compuertas, Luján de Cuyo, cuando un móvil de la Policía Rural ingresó a un campo para llevarse un potrillo. Una mujer de 60 años terminó golpeada y su hija está detenida.

Hilda, espera hacer la denuncia en la Comisaría y ver a su hija.

El desafortunado hecho ocurrió cuando el personal policial ingresó al campo de la familia a buscar un potrillo de un año y medio. La mujer de 60 años, llamada Hilda Estela Arancibia se negó a que se lo llevaran, argumentando que es propiedad de la familia.

Familiares de las víctimas expresaron a Diario Luján que «la policía tomó el caballo, y se lo estaban llevando sin consultar quien era el propietario».

Hilda, defendió el caballo, diciendo que no se lo llevaran, ya que era de su nieto. La policía la empujó y luego le pegó con la itaca. En tanto, Valeria Díaz de 23 años, salió en defensa de su madre y del caballo.


Las marcas en Hilda, sobre el pecho y rodilla.

Valeria fue golpeada con palmadas y empujones varias veces, en su intento de defensa de su madre. De tanto forcejeo, el caballo se soltó y el personal policial terminó empujando a Valeria quien rodó por el piso. La joven fue esposada y trasladada a la comisaría 47, quedando detenida por desacato.

En tanto, el caballo tiene el papel de compra venta, se trata de un potrillo que todavía no se puede marcar porque es menor de 2 años, expresaron los familiares.

«La policía hace y deshace como quiere acá en Las Compuertas. Si agreden a dos mujeres, estamos complicados», indicó una vecina.

Las marcas en Hilda, sobre el pecho y rodilla.

Ante la situación, la familia llamó al 144, y se les recomendó hacer la denuncia en la comisaría 11, aunque no les fue recibida, argumentando que no era su zona de injerencia. Luego, los familiares se trasladaron a la comisaría 47, donde todavía esperan para hacer la denuncia.

Las mujeres, además de haber recibido los golpes, temen porque no les han recibido la denuncia, inicialmente en la comisaría 11 y luego en la 47, donde se encuentra la joven de 23 años detenida e incomunicada.

Al momento de publicarse esta nota, las víctimas se encontraban en la fiscalía de turno para realizar la denuncia y posteriormente dirigirse al Cuerpo Médico Forense. Además, los familiares de Valeria piden poder ver a la joven, ya que no han podido verla hasta el momento.

One Comment

Deja un comentario