miércoles, marzo 20Te mantenemos informado

Inflación: Vivir en Argentina es carísimo, y Mendoza sólo para ricos

La inflación acumulada del último bimestre en Mendoza superó la nacional, con un 7% y un 6,8% respectivamente. Los precios tuvieron una variación ascendente del 53% en la provincia respecto a febrero del año pasado, un punto y medio más que en el registro total del país. Vivir en Argentina es carísimo, y pagar alimentos y servicios básicos para los mendocinos se está volviendo un lujo.

Vivir en Argentina es carísimo, y Mendoza sólo para ricos | VA CON FIRMA MENDOZA. Un plus sobre la información.

Los incrementos en los alimentos de la mano de los tarifazos de servicios públicos elevaron la inflación en el primer bimestre de 2019. A nivel nacional, el Instituto Nacional de Censos y Estadísticas (Indec) registró una suba del 6,8 %. Mientras que, en Mendoza, la Dirección de Estadísticas e Investigaciones Económicas (Deie) anunció un 7%.

Según estos relevamientos, comprar alimentos, pagar alquileres y servicios públicos en Argentina en comparación con febrero del año anterior es un 51,3% más caro. Mendoza apabulla, aquí todo se elevó en el mismo margen de tiempo un 53% más.

Estos números se conocieron hace algunas horas con la oficialización de la inflación del mes de febrero que cerró en 3,8% a nivel nacional y 4% en la provincia.


En el caso local, el impacto del incremento en los precios se puede observar con mayor auge en los rubros de Viviendas y Servicios Básicos, con 8,2%, y en Alimentos y Bebidas, con 6%.

El índice de precios en todo el país se disparó principalmente en los rubros de “carnes”, “bebidas de refrescos”, “lácteos”, “electricidad” y “transporte público”. Si bien Mendoza supera ese promedio, el principal incremento se vio en las provincias del noreste con el 4,5%. Lo secundan el Noroeste con el 4,2%, y luego sigue Nuevo Cuyo con el 4%.

La continuidad en la inflación y su aceleramiento con la profundidad de la crisis económica incluída y la caída del consumo se entiende, según los analistas, por “la persistente suba de los servicios públicos y los incrementos `adeudados` del año pasado que las empresas todavía no terminaron de trasladar a los precios minoristas, lo cual se refleja en el diferencial entre las subas minoristas y mayoristas”.

Tanto a nivel nacional como provincial, el rubro que no deja de ascender es el de los alimentos y bebidas acumulan en los últimos doce meses un alza del 58,3% y ya muestran en el primer bimestre una suba del 9,3 %. Que sean estos rubros en concreto los más inflados del país en el último año es un claro indicador del empeoramiento de las condiciones socio-económicas y el paso a la pobreza de millones de familias argentinas.

Para el mes vigente se prevé un piso de inflación es del 3%, esto llevará a que el alza acumulada en los precios del primer trimestre de 2019 sea de más del 10%. Por lo tanto, lo que sí cae es la esperanza colectiva de la meta de la inflación del 23% para este 2019, promesa de Cambiemos que nunca fue concretada a lo largo de sus más de tres años de gestión.

Fuente: Va Con Firma Mendoza


Deja un comentario