viernes, agosto 7Te mantenemos informado
Shadow

¿Cómo se paga la pandemia? En defensa del salario y trabajo

Atravesamos una situación inédita, que agrava la crisis social y económica; y demuestra el desastre de las políticas neoliberales. En un contexto de caída de empleo, caída de actividad económica y empobrecimiento generalizado de la población vino a golpearnos la pandemia.

Ante esta situación, el gobierno nacional decretó acertadamente la cuarentena obligatoria para evitar la propagación del contagio y tomó medidas para abordar la situación de los sectores más vulnerables  de la economía. Sin embargo muchas de ellas son insuficientes y llegan tarde.

En el sector privado la situación es muy difícil

Los grandes monopolios y grandes empresas presionan para levantar la cuarentena a cualquier costo, sin importar las consecuencias. Presionan para despedir y bajar salarios, han llegado recortes salariales, suspensiones, baja de contratos, adelantos de vacaciones y muchas empresas han planteado que no aseguran los próximos sueldos. Varios sindicatos han firmado un acuerdo de rebaja salarial de entre el 15 y el 40% para los suspendidos.

Te puede interesar: Corte de luz en Luján para el martes

Hay una gran preocupación entre los compañeros sobre cómo seguirá la situación. Entonces surge la necesidad de debatir ¿qué medidas se tienen que tomar? ¿quiénes tienen que pagar esta crisis?

Estos monopolios han ganado millones, sobre todo con las políticas del macrismo, y ahora cuando las papas queman buscan que paguen los trabajadores y el pueblo.

Otra situación es la de las pequeñas y medianas empresas muy apretadas por la falta de actividad y sin la espalda para aguantar está situación, que requieren ayudas concretas para garantizar sueldos.

En este sentido es muy importante la iniciativa de un impuesto patriótico a las grandes fortunas (bancos, monopolios sojeros, grandes petroleras, supermercados, etc) que permita abordar la crítica situación en la salud, la falta de alimentos y garantizar nuestro trabajo y salario. Un solo ejemplo de la concentración económica lo expresa Mendoza, en donde las 100 empresas más importantes concentran la mitad de la producción local.

Te puede interesar: Impuesto Extraordinario a las Grandes Fortunas

A la par de ir resolviendo emergencias, también es necesario hacer cambios estructurales que apunten a recuperar la soberanía petrolera y la industria nacional. La crisis del precio del petróleo demuestra los límites de un modelo que siempre apuntó al mercado externo, sin importar las necesidades nacionales.

Es momento de tomar medidas de fondo como la nacionalizando completa de YPF con control de trabajadores, técnicos, la provincia y la Nación.

Te puede interesar: El protagonismo de los petroleros

La industria nacional debe ponerse al servicio de las necesidades sociales y  la patria, no puede ser que falte alcohol en gel, respiradores, agua potable y calefacción en los barrios humildes en un país con nuestra riqueza y capacidad.

El dilema es:¿una industria manejada por los grandes monopolios que saquean nuestras riquezas y explotan nuestro trabajo; o una industria nacional que garantice condiciones de trabajo, salubridad, para enfrentar la pandemia y las condiciones sociales y económicas?

Los trabajadores tenemos una larga historia de lucha, con cuerpos de delegados, asambleas y organizaciones sindicales. Es necesario avanzar por el camino de la unidad y la organización, para ser protagonistas de la lucha en el contexto de la pandemia, defendiendo nuestro trabajo y salario, y peleando por una verdadera industria nacional al servicio de las necesidades populares.

-Defendamos el trabajo: no a los despidos, suspensiones y rebajas salariales.

-Impuesto patriótico a las grandes riquezas.

-Nacionalización completa de YPF y desarrollo de una verdadera industria nacional.

CCC – Corriente Clasista y Combativa de Mendoza

Deja un comentario