jueves, septiembre 19Te mantenemos informado

Ceosa controlará cuatro “mini” centrales hidroeléctricas y pidió 4 más

Se trata de pequeños aprovechamientos eléctricos en canales ya existentes, dos ubicados en Luján de Cuyo (Canal Cacique Guaymallén, Saltos 6 y 8), y dos ubicados en Rivadavia y Junín, uno en el Dique Tiburcio Benegas y el otro en el Triple Salto Unificado (Canal Gran Matriz San Martín). Los cuatro forman parte del Plan de Energías Renovables Argentina, y con el que la provincia tendrá seis nuevas centrales hidroeléctricas que permitirán el abastecimiento de entre 25 y 30 mil hogares.

Ceosa controlará cuatro “mini” centrales hidroeléctricas
Canales. Las obras se realizaron sobre infraestructura ya existente de Luján, Rivadavia y Junín

En julio próximo la empresa Construcciones Electromecánicas del Oeste S.A (Ceosa) pondrá en funcionamiento cuatro nuevas centrales hidroeléctricas que sumarán una potencia instalada superior a los 5 mw. En comparación con las centrales térmicas, los equipos permitirán reducir 30 mil toneladas de dióxido de carbono.

Se trata de aprovechamientos hídricos con los que la provincia completa su plan para abastecer a casi 30 mil hogares con energías limpias.

Por otro lado, la misma empresa le solicitó al Gobierno cuatro nuevos permisos para generar energía con pequeños aprovechamientos hídricos: el primero para el Salto 9, ubicado sobre el Canal Cacique Guaymallén, sobre la Cuenca del Río Mendoza, en el departamento de Luján, con una potencia instalada de la minicentral de 990 kw; el segundo para el “Pequeño Aprovechamiento Hidroeléctrico La Copa”; y el tercero y el cuarto corresponden a dos aprovechamientos hidroeléctricos en Tupungato.


Según explicó el subsecretario de Energía y Minería, Emilio Guiñazú, hacía 50 años que no se ponían en marcha aprovechamientos de este tipo. “Son una forma de aprovechar la caída del agua, con un emprendimiento eficiente desde el punto de generación de empleo”, comentó.

El funcionario explicó que ley provincial permite la concesión directa por parte del Poder Ejecutivo para desarrollos menores a 1 mw, con el objetivo de “dinamizar este tipo de proyectos, que tienen ingenierías chicas, y están hechos en canales de riego”. “La idea es tener cuatro o cinco en construcción de forma permanente”, comentó.

La concesión le otorga a la empresa constructora la posibilidad de obtener ingresos por la generación de energía durante 20 años, a cambio de las inversiones realizadas. 

Energía para el país 

La provincia recibió el mayor número de ofertas en la tercera ronda del programa RenovAr, que tiene como característica el aprovechamiento de las capacidades disponibles en media y baja tensión. Se presentaron 56 ofertas por 352 mw de potencia instalada, de los cuales 36 pertenecen a la provincia.

La adjudicación de los proyectos de energía renovable se llevará a cabo el próximo 22 de julio, una vez evaluadas las ofertas económicas, y si se adjudicaran en su totalidad significarían para la provincia una inversión directa estimada de U$S 520 millones, con 1.600 empleos nuevos directos y capacidad para abastecer a 350 mil hogares argentinos con energía eléctrica de fuente renovable.

“Estamos satisfechos porque logramos mantener a Mendoza activa dentro de este sector (energías limpias). El RenovAr III, a diferencia de otros procesos, enmarca proyectos que se inyectan exclusivamente en el sistema de distribución y por lo tanto son de menor tamaño”, explicó el subsecretario de Energía de la provincia. 

Mendoza se presentó con ocho proyectos con una capacidad instalada de 36 mw, pero las provincias tenían cupo por hasta 20 mw, y el Gobierno espera una ampliación del límite por parte de la Secretaría de Energía de la Nación para que ingresen todos ellos.

Es que el país pensaba contratar hasta 400 mw y algunas provincias no completaron sus cupos, por lo que podría abrirse una ventana para los proyectos locales. “Para Mendoza sería muy beneficioso y ayudaría a cumplir la ley 27.191 de energías renovables”, agregó el Guiñazú. 

Dentro de las empresas mendocinas, se presentaron cinco aprovechamientos hidroeléctricos (incluidos los de Ceosa) y tres proyectos fotovoltaicos, “uno ubicado en Malargüe, desarrollado por Emesa, pero que luego será ejecutado por privados”, y otros que se sumarán al Parque de Servicios e Industrias de Palmira (Pasip). 

El ministro de Economía de la provincia, Martín Kerchner, destacó el trabajo realizado con la Empresa Mendocina de Energía S.A, en la creación de proyectos que luego serán desarrollados por privados, y al igual que Guiñazú, resaltó la generación de empleos y de una “red de proveedores” que se adapten a las condiciones que hoy exigen las inversiones extranjeras. “Hemos dado un paso en el que claramente Mendoza tiene que continuar”, agregó el funcionario.

Avance de proyectos

El secretario de Energía de Mendoza, Emilio Guiñazú, detalló que “Mendoza se encuentra terminando 6 de las 9 centrales hidroeléctricas con las que ganó en RenovAr I y II, uno de los parques fotovoltáicos está por entrar en operaciones y hay dos proyectos que no lograron cerrar sus financiamientos antes de abril de 2018”, cuando la situación financiera de la Argentina se complicó.

“El Sosneado y el proyecto de Anchoris son los que están esperando que el inversor consiga financiamiento. Estamos acompañando a la empresa, pero los proyectos fueron calculados con tasas inferiores y se hace difícil. El resto de tiene plazos de inversión largos y se están cumpliendo los cronogramas”, señaló Guiñazú.

Además de la participación en RenovAr, la provincia apuesta por la energía limpia con el montaje de paneles solares en la Ciudad de Mendoza (Nave Cultural, el Gimnasio Municipal 3, y en La Báscula).

A esto se suma que la Empresa Mendocina de Energía (Emesa) ya tiene en etapa de montaje cuatro centrales hidroeléctricas en canales y arroyos. Desde el Gobierno de Mendoza detallaron que antes de fin de año estarán listos y generando energía el salto 7 del canal Cacique Guaymallén, en Lunlunta, Maipú, y el salto Las Tunas, sobre el arroyo del mismo nombre en el departamento de Tupungato.

Fuente: Diario Los Andes


Deja un comentario