domingo, septiembre 27Te mantenemos informado
Shadow

Cadena de oración por los lujaninos accidentados en Brasil

El jueves a la tarde, un trágico accidente de tránsito en Río de Janeiro provocó la muerte de dos turistas mendocinas, que chocaron en el vehículo en el que viajaban junto a sus parejas y dos niños más, contra una camioneta manejada por brasileros.

En el vehículo, un Ford Fiesta alquilado, estaban Osvaldo Moreno (40) y su esposa Pabla Evangelina Di Césare (37); sus hijos de 4 y 13 años; y los padres de Pabla, Roberto Di Césare (63) e Hilda Rinaldi (63).

Las víctimas fatales fueron las dos mujeres mayores de edad (Pabla Evangelina e Hilda), mientras que los hombres tuvieron heridas leves. No obstante, si bien los dos chicos estaban internados, uno de ellos se encontraba en terapia intensiva, pero ya fue estabilizado, «, informó a Télam una fuente de la Secretaría de Salud del municipio de Río.

«El niño fue estabilizado y la niña está estable. Los dos fueron trasladados al hospital privado Pronto Baby en el barrio de Tijuca», indicaron.

En Mendoza el accidente no pasó desapercibido y no sólo familiares aguardan la evolución de los niños; sino también los alumnos, egresados y docentes del Departamento de Aplicación Docente, ya que Osvaldo Moreno se desempeña desde hace varios años como encargado del buffet del establecimiento que depende de la Universidad  Nacional de Cuyo (UNCuyo).

accidente

El hecho

El accidente ocurrió en una calle próxima a la laguna Rodrigo de Freitas, en la zona sur de la ciudad, y a la sede náutica del club Vasco da Gama, cuando el auto en el que viajaban seis personas de un grupo familiar fue embestido por una camioneta que al parecer viajaba a alta velocidad, según consignó la agencia Efe.

Los seis turistas argentinos, una pareja, sus dos hijos –de 13 y 4 años–, y los padres de la mujer fueron llevadas al hospital municipal Miguel Couto, pero las dos mujeres murieron como consecuencia de las heridas, indicó la fuente de Salud.

Los dos hombres que sufrieron heridas leves fueron dados de alta, en tanto los dos menores que tuvieron heridas graves fueron trasladados al centro de salud privado, donde permanecían hoy a la espera de su evolución.

Los dos brasileños que ocupaban el otro vehículo involucrado en el choque salieron ilesos.

Según fuentes familiares, los argentinos estaban de vacaciones en Río de Janeiro y tenían previsto regresar al país el 16 de enero próximo.

Deja un comentario